/Almohadas Ergonómicas
Almohadas Ergonómicas 2018-11-07T18:55:41+00:00

Almohadas Ergonómicas

Las almohadas ergonómicas Dokhand garantizan una postura natural y anatómica al dormir, lo que mejora el descanso.

Sea cual sea tu postura al dormir, las almohadas Dokhand se acoplan a ti y aportan la consistencia necesaria para que la zona cervical y la cabeza descansen cómodamente.

Están fabricadas con un material mixto que no es ni viscoelástica ni fibra, pero reúne lo mejor de ambos. Así, tienes una almohada que se adapta a ti y con una firmeza media muy confortable.

Gracias a su sistema de tallas, puedes elegir la tuya sin equivocarte y desde casa a un solo clic.

Porque las almohadas ergonómicas Dokhand garantizan una postura natural y anatómica al dormir, lo que mejora el descanso.

Sea cual sea tu postura al dormir, las almohadas Dokhand se acoplan a ti y aportan la consistencia necesaria para que la zona cervical y la cabeza descansen cómodamente.

Están fabricadas con un material mixto que no es ni viscoelástica ni fibra, pero reúne lo mejor de ambos. Así, tienes una almohada que se adapta a ti y con una firmeza media muy confortable.

Gracias a su sistema de tallas, puedes elegir la tuya sin equivocarte y desde casa a un solo clic.

Muchas personas no encuentran su almohada ideal porque no les agrada la sensación de la viscolástica y las almohadas de fibra no se acomodan a la consistencia que su cabeza y cuello necesitan.

En Dokhand hemos diseñado una almohada con forma y medidas ergonómicas, que asegura una postura natural y anatómica al dormir.

Es una almohada capaz de amoldarse a la forma de dormir de cada uno ofreciendo gran confort. Cuando dormimos de lado, el hombro y el cuello quedan acoplados a la perfección y el brazo tiene libertad de movimientos.

Lo mismo sucede si nos damos la vuelta y dormimos boca arriba. La cabeza y zona cervical apoyan en la parte central de manera óptima.

No es de viscolástica ni de fibra, sino de un material mixto que combina lo mejor de ambas cosas: la consistencia necesaria con un tacto medio muy agradable.

Está disponible en 5 tallas, que corresponden a 5 alturas: 10, 11, 12, 13 y 14 cm (Medidas aproximadas) Así, cada persona encuentra su talla ideal.

La almohada Dokhand es una almohada ergonómica con una firmeza intermedia entre las almohadas de viscolástica y las de fibra con altura aproximada de 11,12,13,14, o 15 cm.

Ideal para dormir de lado o boca arriba. Excelente soporte cervical.

Consistente y de tacto muy agradable está disponible en 5 tallas para que cada persona encuentre su almohada ideal.

Hasta hace poco las medidas de las almohadas se hacían de manera estándar en base al ancho de la cama. Después se les atribuía la característica de blanda o dura y poco más.

Existía la tendencia de mezclar criterios estéticos con criterios ergonómicos. Afortunadamente, en la actualidad las almohadas se fabrican en base a criterios anatómicos y la estética ha quedado en un segundo plano.

Hoy sabemos que una almohada que se adapta a nuestra morfología y forma de dormir es la mejor opción. Por eso, hay almohadas que se presentan en 5 alturas distintas.

Para elegir nuestra talla adecuada necesitamos considerar 3 factores:

  • Nuestra complexión de hombro
  • Postura al dormir
  • Firmeza deseada

En Dokhand hemos desarrollado un método sencillo y eficaz para identificar la medida de tu almohada sin necesidad de salir de casa.

Tan sólo tienes que tumbarte en la cama en la posición en la que suelas dormir, sobre una almohada bajita.

A partir de ahí, ve introduciendo bajo ella toallas. Una, dos… las que necesites hasta encontrar la altura con la que te sientes a gusto.

Por último, mide con un metro los centímetros y elige la talla que coincide.

El objetivo sea cual sea nuestra postura o gustos en cuanto al tacto y forma, es que la almohada ofrezca un correcto soporte a cabeza y cuello.

También debemos saber que si dormimos en pareja es conveniente utilizar dos almohadas cada una de su talla porque no hay dos personas idénticas. Cada miembro de la pareja necesita usar una almohada que sea de su talla y gusto.

Almohadas de Viscoelástica

Las almohadas de viscoelástica son muy adaptables y ofrecen un soporte óptimo a la cabeza y zona cervical.

Puedes encontrarlas en diferentes tallas y grosores para que aciertes en tu elección. Además, duran más que las almohadas de fibra porque están fabricadas con materiales de alta densidad.

Elige la firmeza y sensación que más te agrade y obtén un descanso de calidad, gracias a las propiedades de alivio de presión que ofrece el material viscoelástico.

Están fabricadas con un tipo de espuma sintética que se adapta perfectamente a la forma del cuello y cabeza.

Las almohadas de viscoelástica son en la actualidad las más populares y, lo cierto es que resultan muy cómodas si encontramos una con la firmeza y sensación adecuada para nosotros.

Su capacidad para amoldarse a la forma del cuerpo. Ideales si necesitamos una almohada firme y nos gusta dormir de lado. Son las más recomendadas si tenemos dolor de cervicales o cuello.

Por la calidad de sus materiales duran bastante tiempo en buenas condiciones. Si vives en una zona calurosa te recomendamos que optes por una almohada de viscoelástica preparada para disipar el calor. Verdaderamente, funcionan.

Muchas de ellas tienen un tacto pluma que no hace pensar que es una almohada de viscoelástica. Por eso, insistimos en que debes probar hasta encontrar la tuya.

Tienen un núcleo ergonómico se adapta a cualquier morfología. Ofrece un confort muy alto sea cual sea nuestra postura al dormir, aunque algunas están diseñadas especialmente para dormir boca arriba, de lado o boca abajo.

Tienen un diseño que favorece el correcto soporte de la cabeza y cuello, reduciendo las presiones y ayudando a la relajación.  Se amoldan a la forma del cuello, cabeza y los hombros para que la columna quede bien alineada mientras descansamos.

Muchas de ellas incorporan una funda exterior que asegura el paso del aire y las hace ser frescas y transpirables. También hay algunos modelos que muy frescos con 2 caras de descanso.

Además, las que te proponemos cuentan con certificados como el Ecológico OEKO-TEX® Estándar 100 y el  OKREACH® de uso seguro garantizado, lo que garantiza que no contienen sustancias nocivas para la salud o la piel.

Estas almohadas no puede lavarse porque su núcleo viscoelástico no seca y se degradaría.

Su funda las protege perfectamente. Sin embargo, te recomendamos que pongas otra funda protectora de tejido transpirable y natural. Así, evitarás que el roce u el uso la manchen.

Recuerda lavar la funda con cierta frecuencia para alargar la vida útil de la almohada.

Para mantenerla en buenas condiciones te recomendamos que ventiles a diario la habitación y le pases la aspiradora al menos una vez cada quince días.

También deberíamos darle la vuelta de vez en cuando.

Elige la firmeza y sensación que más te agrade y obtén un descanso de calidad, gracias a las propiedades de alivio de presión que ofrece el material viscoelástico.

Puedes elegir una almohada con tacto seda y núcleo adaptable, diseñada para dormir de lado y boca arriba. También las hay ligeras y con tacto suave para ofrecer un confort relajante durante el descanso.

Quizás prefieras una muy fresca con 2 caras de descanso. Una muy fresca y la otra de tacto suave y agradable con más volumen.

Hasta hace poco las medidas de las almohadas se hacían de manera estándar en base al ancho de la cama. Después se les atribuía la característica de blanda o dura y poco más.

Existía la tendencia de mezclar criterios estéticos con criterios ergonómicos. Afortunadamente, en la actualidad las almohadas se fabrican en base a criterios anatómicos y la estética ha quedado en un segundo plano.

Hoy sabemos que una almohada que se adapta a nuestra morfología y forma de dormir es la mejor opción. Por eso, en nuestra web encontrarás medidas de hasta 105 cm, que son las que garantizan una ergonomía adecuada.

Puedes encontrarlas en diferentes tallas -hasta 105 cm- y grosores para que aciertes en tu elección. Además, duran más que las almohadas de fibra porque están fabricadas con materiales de alta densidad.

Almohadas de fibra

Las almohadas de fibra que te proponemos son de gran calidad, por lo que ofrecen el soporte y el confort necesario para descansar bien.

Están fabricadas con fibra hueca siliconada, un material con gran capacidad de recuperación y resistencia. Además, son muy transpirables y se pueden lavar a máquina fácilmente.

Si no te agrada la sensación de la viscoelástica, una almohada de fibra es tu elección ideal para disfrutar de una buena noche de descanso. Puedes elegir el tamaño y la sensación y firmeza que prefieras.

Las almohadas que ponemos a tu disposición son de fibra hueca de poliéster siliconada y son de gran densidad. De este modo, ofrecen un excelente soporte a cuello y cervicales y su vida útil es mayor que las de viscoelástica, por ejemplo.

Son hipoalergénicas, lo que las hace perfectas para quienes sufren alguna alergia. Además, pueden lavarse cómodamente a máquina y son las más económicas. En el punto que dedicamos a la limpieza de la almohada, te contamos cómo hacerlo para alargar su vida útil.

Las almohadas de fibra hueca siliconada son de alta densidad, lo que las convierte en una muy buena opción para dormir de lado o boca arriba.

Ofrecen un soporte óptimo a cuello y cervicales y permiten descansar bien adaptándose a la necesidades y morfología de cada persona. Su núcleo es transpirable y aporta un alto grado de confort y suavidad.

Se puede lavar cómodamente a máquina a 40 ºC, lo que alarga su vida útil.

Además, las que te proponemos cuentan con certificados como el Ecológico OEKO-TEX® Estándar 100 y el  OKREACH® de uso seguro garantizado, lo que garantiza que no contienen sustancias nocivas para la salud o la piel.

Antes de meterla en la lavadora, enróllala muy bien y átala con un trozo de tela del mismo color, para evitar que destiña. De este modo, evitarás que la almohada se deforme y que las fibras se rompan.

Para evitar problemas, te recomendamos que uses el programa de ropa delicada y un detergente suave. Nunca centrifugues.

Su uso continuado puede hacer que pierda un poco de consistencia. Por eso, cada día al hacer la cama, múllela muy bien para que las fibras se mantengan en buen estado y no se rompan.

Se puede lavar en lavadora como máximo a 40 ºC.

  • No uses lejía.
  • No uses secadora
  • Tampoco admite planchado

Si te gusta una sensación esponjosa y mullida al dormir puedes elegir una almohada de microfibra con tacto pluma. Opta por la firmeza que más te agrade. Por regla general, una de firmeza intermedia y tacto suave y agradable va muy bien.

También las hay diseñadas especialmente para niños porque tienen un tacto muy suave y son bajas. Se pueden usar para dormir boca abajo.

Hasta hace poco las medidas de las almohadas se hacían de manera estándar en base al ancho de la cama. Después se les atribuía la característica de blanda o dura y poco más.

Existía la tendencia de mezclar criterios estéticos con criterios ergonómicos. Afortunadamente, en la actualidad las almohadas se fabrican en base a criterios anatómicos y la estética ha quedado en un segundo plano.

Hoy sabemos que una almohada que se adapta a nuestra morfología y forma de dormir es la mejor opción. Por eso, en nuestra web encontrarás medidas de hasta 105 cm, que son las que garantizan una ergonomía adecuada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
error: El contenido está protegido