/Los sofocos en la cama durante la menopausia
Los sofocos en la cama durante la menopausia 2018-11-22T17:24:33+00:00

Los sofocos en la cama durante la menopausia

La menopausia en un momento en la vida de la mujer caracterizado por una serie de cambios a nivel fisiológico y hormonal.

No todas las mujeres la tienen a la misma edad y su principal característica es que los ovarios dejan de producir una cantidad suficiente de hormonas femeninas.

Los síntomas son de sobra conocidos pero también difieren cada caso.

Lo que es indudable es que los sofocos son el síntoma más frecuente, llegando a afectar aproximadamente al 80% de las mujeres.

Durante esta etapa es común que la piel se enrojezca y aparezca un calor repentino bastante desagradable. Los sudores nocturnos son también habituales y en muchos casos interfieren en la calidad del sueño.

El colchón Dokhand nos ayuda con este problema, porque se puede configurar para que disipe el calor que se genera cuando nos tumbamos en el colchón.

Su sistema patentado es capaz de proporcionar una sensación térmica hasta 9 grados menor que la de un colchón convencional, haciendo mucho más llevaderos los molestos sofocos.

Durante la menopausia, el colchón Dokhand es tu mejor aliado para conseguir la comodidad y calidad del sueño que necesitas.

Otros consejos que te ayudarán

La menopausia es una etapa natural y cómo tal debe afrontarse. Sin embargo, hay una serie de consejos muy útiles para mitigar, en la medida de los posible, los cambios que se producen en el organismo. Entre ellos destacan:

  • La menopausia está relacionada con cambios metabólicos y se suele incrementar la grasa corporal. Por eso, debes evitar la vida sedentaria y practicar algún tipo de ejercicio con regularidad.
  • Procura aumentar en tu dieta la cantidad de alimentos ricos en calcio y asegúrate de tener una correcta exposición a la luz. La vitamina D del sol es esencial para fijar el calcio en los huesos y prevenir la osteoporosis.
  • No consumas demasiado alcohol, ya que tiene muchas calorías y acentuará los sofocos.
  • Es buena idea incrementar la ingesta de soja ya que ayuda a mantener la densidad ósea.
  • Los alimentos ricos en antioxidantes como la fruta y la verdura son de gran utilidad. Pero sin olvidar el consumo de proteínas, dando prioridad a las carnes magras como el pollo.
  • Vigila y procura respetar tus horarios para levantarte e irte a dormir. En este momento es especialmente importante dormir un número de horas adecuado.

Y no olvides consultar con tu médico de familia cualquier síntoma o duda que puedas tener.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
error: El contenido está protegido